Preferentistas de Caja Duero y Caja España: las demandas colectivas en los juzgados son poco eficaces y conllevan muchas dificultades Reviewed by Momizat on . En Arriaga Asociados hemos defendido siempre que los afectados por la participaciones de preferentes tienen que presentar una demanda por la vía civil y de mane En Arriaga Asociados hemos defendido siempre que los afectados por la participaciones de preferentes tienen que presentar una demanda por la vía civil y de mane Rating: 0
Inicio » CEISS UNICAJA » Preferentistas de Caja Duero y Caja España: las demandas colectivas en los juzgados son poco eficaces y conllevan muchas dificultades

Preferentistas de Caja Duero y Caja España: las demandas colectivas en los juzgados son poco eficaces y conllevan muchas dificultades

triangulo

En Arriaga Asociados hemos defendido siempre que los afectados por la participaciones de preferentes tienen que presentar una demanda por la vía civil y de manera individual si quieren recuperar todo el dinero que invirtieron en este producto.

A nuestro juicio, las demandas colectivas contra la comercialización de preferentes son poco eficaces y conllevan muchas dificultades y más aún en el caso de los preferentitas de Caja Duero y Caja España (Banco Ceiss) donde el FROB lo que está haciendo es que allanar el camino para que la compra de Ceiss por parte de Unicaja termine finalmente prosperando.Afectados preferentes no demanda colectiva

La única solución a las participaciones preferentes es la presentación de demandas individuales por la vía civil, ya que en cada afectado concurren unas circunstancias personales diferentes. Decidir sobre el conjunto de todas esas demandas es  decidir sobre una multitud de relaciones contractuales en las que no en todos los casos las obligaciones son idénticas ni su situación es la misma.

Es decir, si nuestros abogados establecen la demanda basándose en el error que provoca Vicio en el Consentimiento (no conocer bien lo que se estaba firmando), no es viable que un juez pueda estimar a la vez que 300 ó 400 personas, con características personales distintas, formación, educación, trabajo, historial financiero, edad, etc., se equivocaran al firmar el mismo contrato. Para apreciar eso, sólo es posible hacerlo caso por caso, y una demanda colectiva por esta vía es muy difícil que prospere.

Además, a la hora de enfrentarse al juicio, la entidad bancaria siempre estará más receptiva, pondrá menos pegas e intentará aceptar y reconocer mejor el fraudulento proceso de venta de las preferentes si la demanda a la que se enfrenta es de 40 ó 50.000 euros que si es de 40 ó 50 millones de euros.

El tiempo es otra de las cuestiones que juega en contra de las demandas colectivas. Cuando se interpone una demanda contra una entidad bancaria, ésta no tiene prisa por la sentencia.  La prisa la tiene el afectado porque lleva mucho tiempo sufriendo por este tema y quiere que acabe cuanto antes.

En una demanda colectiva, el banco recurrirá todo lo posible, cada escrito, cada documento, cada papel. Si ya de normal, en una demanda civil individual cuando se dicta sentencia, la entidad suele recurrirla en Primera Instancia, con la demanda colectiva se recurrirá también en segunda Instancia y se quedará después, años y años, en el Tribunal Supremo esperando resolución. Los bancos impiden a toda costa las sentencias desfavorables que afectan a 300 personas o más, mientras que una sentencia desfavorable que afecte a una sola persona no les suele prestar tanta atención. Casos en los que las demandas colectivas han sido rechazadas por los jueces hemos visto todos. Aquí tienen un ejemplo, recientemente publicado por los medios de comunicación el pasado 29 de noviembre.Llame gratis

Además, siguiendo lo establecido en el Real Decreto Ley 24/2012 de reestructuración y resolución de entidades de crédito, es posible que el FROB se niegue a pagar la ejecución de una demanda colectiva que implique muchos millones de euros a pagar, pero es mucho menos probable que se niegue a pagar la cantidad de dinero que pudiera invertir en preferentes un pequeño ahorrador.

Por eso, desde Arriaga Asociados queremos avisar a todos los afectados por preferentes y, especialmente, a los afectados de Caja España y Caja Duero sobre las demandas colectivas.

En muchos casos, este tipo de acciones, además de hacer perder el tiempo a la gente y desanimarla, son utilizadas como instrumento por la entidad bancaria demandada para tratar de impedir que afectados particulares demanden. Cuando se presenta una demanda colectiva y a continuación un particular quiere demandar a título personal, habitualmente el abogado de la entidad demandada alega que ya hay presentada una colectiva y, hasta que esta no se resuelva, el proceso queda paralizado. Dado que son demandas muy complicadas y con muchos implicados, lo habitual es que el proceso se demore por mucho tiempo haciendo perder las esperanzas de los afectados, que acaban desanimándose y abandonando en el camino.

Tengan todo esto muy en cuenta y mediten bien su situación personal. Pero, sobre todo, busquen un abogado especialista en derecho bancario y financiero que tenga experiencia y avale resultados en el tema de las preferentes.

 

 

 

Acerca del Autor

triangulo
triangulo

Deje su comentario

triangulo

Subir