¿Por qué Eroski y Fagor vendieron Aportaciones Financieras Subordinas? Reviewed by Momizat on . El texto de los contratos de este producto es largo, farragoso y de difícil comprensión para no expertos financieros   Necesitadas de capital y ante la imp El texto de los contratos de este producto es largo, farragoso y de difícil comprensión para no expertos financieros   Necesitadas de capital y ante la imp Rating: 0
Inicio » Blog Arriaga Asociados » ¿Por qué Eroski y Fagor vendieron Aportaciones Financieras Subordinas?

¿Por qué Eroski y Fagor vendieron Aportaciones Financieras Subordinas?

triangulo

El texto de los contratos de este producto es largo, farragoso y de difícil comprensión para no expertos financieros

 

Necesitadas de capital y ante la imposibilidad de acudir a otras vías como por ejemplo el Mercado de Valores (las cooperativas no pueden hacerlo), entre los años 2002 y 2007 Eroski y Fagor realizaron varias emisiones de Aportaciones Financieras Subordinadas, un producto permitido por el artículo 57.5 de la Ley de Cooperativas de Euskadi y que recibió el visto bueno de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

 

Esas “aportaciones” fueron comercializadas por varias entidades financieras (entre ellas, BBVA, Caja Laboral, Kutxabank, La Caixa, Banco Santander y Banco Popular) y proporcionaban una alta rentabilidad, que llegaba incluso al 8% anual.

 Eroski y Fagor vendieron aportaciones porque necesitaban capital y no podian acudir al mercado de valores FUENTE flickr.com

Eroski y Fagor vendieron aportaciones porque necesitaban capital y no podían acudir al Mercado de Valores

FUENTE: flickr.com

 

En Arriaga Asociados atendemos muchos casos de Aportaciones Financieras Subordinadas de Eroski y Fagor y hemos comprobado que el texto de los contratos de este producto es largo, farragoso y de difícil comprensión para personas no expertas en cuestiones financieras, y aunque en él se explica todos los detalles y características de la inversión, incluido el hecho de que se trata de una especie de deuda perpetua, no hay fecha de vencimiento para la devolución del capital inicial.

 

Así lo advierten los folletos informativos (con una media de 130 páginas y que ningún banco explicaba bien) de las Aportaciones Financieras Subordinadas de Eroski de 2002, 2003, 2004 y 2007: “De conformidad con el artículo 57.5 de la Ley de Cooperativas de Euskadi, la emisión de Aportaciones Financieras Subordinadas Eroski se realiza con un plazo de vencimiento que no tendrá lugar sino hasta la aprobación de la liquidación de Eroski, S.Coop”. Y otro tanto ocurrió con los contratos de las Aportaciones de Fagor.

 

Eso significa que los inversores, salvo que encontraran quien les comprara sus “aportaciones” al precio que ellos pagaron, ya que se trata de títulos transmisibles, no podían recuperar el capital nominal hasta el día en que dichas cooperativas sean liquidadas. Los contratos contemplan, no obstante, la posibilidad de una amortización anticipada, total o parcial, transcurridos al menos cinco años desde la adquisición del producto y reduciendo el valor nominal suscrito. Pero solo si el emisor así lo quiere y lo decide. No es una obligación contractual.

 Los folletos informativos de las Aportaciones de Fagor y Eroski tenian mas de 130 paginas y ningun banco los explicaba FUENTE flickr.com

Los folletos informativos de las Aportaciones de Fagor y Eroski tenían más de 130 páginas y ningún banco los explicaba

FUENTE: flickr.com

 

Impulsadas por la importante inyección económica que les proporcionaron las aportaciones, Eroski y Fagor experimentaron un notable crecimiento entre 2002 y 2010. Según llegó incluso a declarar la directora económico-financiera de Eroski, Rosa Carabel, entre 2002 y 2009 esta cooperativa duplicó la actividad y el empleo; y hasta 2012 no tuvo ningún problema con las “aportaciones”, que cotizaban al 100% del nominal. Durante todo ese tiempo los titulares de las aportaciones recibieron puntualmente los intereses acordados. El problema surgió cuando la cotización de esos valores empezó a bajar y muchos de sus titulares “descubrieron” que su inversión no tenía fecha de vencimiento.

 

Y es que, conforme ha ido pasando el tiempo, y aunque las Aportaciones Financieras Subordinadas de Eroski y Fagor fueran un producto financiero autorizado legalmente por la CNMV y comercializado por varias entidades financieras, no se cuestiona sobre él la retribución percibida en concepto de intereses. Y, en la mayoría de los casos, no se comercializó entre personas que realizan habitual y profesionalmente inversiones en valores negociables, sino entre pequeños ahorradores, que lo compraron aconsejados por las entidades bancarias de su confianza y sin saber bien de qué se trataba.

 

Por eso, el problema de las Aportaciones Financieras Subordinadas de Eroski y Fagor sólo se está solucionando en los tribunales de Justicia al demandar a las entidades que las ofrecieron.

 

En Arriaga Asociados seguimos recomendándoles esta opción como la más efectiva para recuperar su dinero. En nuestro despacho hemos ganado muchas sentencias y sabemos que es posible. Si desea que le ayudemos a recuperar su dinero de las Aportaciones Financieras de Eroski y Fagor, tan sólo ha de llamarnos al teléfono gratuito de nuestro despacho, 900 264 600 y un abogado le dará cita, sin compromiso alguno, para estudiar su caso y asesorarle sobre lo que puede hacer.

 

Acerca del Autor

triangulo
triangulo

Deje su comentario

triangulo

Subir